Aprender a soltar

With 0 comments

Renunciar a los deseos es negarse la oportunidad de ser feliz. Renunciar a los sueños es no aceptar la esencia de cada individuo. Renunciar al cambio es aceptar el fracaso i negarnos el crecimiento personal.

Estamos educados mayoritariamente para perseguir una estabilidad en nuestra vida, parece que la búsqueda del cambio es resultado del fracaso. Pero es precisamente la celebración del fracaso, la mejor actitud que podemos tener frente a la vida, que nos llevará de camino al éxito y a la autorrealización.

No obstante, no es fácil aceptar que las cosas tienen un principio y un final, tal como muestra el propio equilibrio de la naturaleza y es por eso que hoy en Solucions d’Arrel os queremos hablar del cambio y de las dificultades que entraña, guiados por el psicólogo Jose Moya, que nos mostrará el camino para saber cómo comenzar de nuevo.

  1. En primer lugar, hemos de tomar consciencia que en las coordenadas actuales en las que nos movemos, no estamos bien. En consecuencia, es necesario desdramatizar y confiar en que el cambio no puede significar un hecho negativo, si no una solución, pues como decía Einstein: “Si quieres resultados diferentes, no hagas siempre lo mismo”.
  2. Intentar analizar, dividir el problema, para poderlo ver desde una óptica más racional, analítica, i darle la importancia que realmente tiene y cómo podemos actuar para realizar el cambio que deseamos.
  3. Afrontar el problema: ¿Qué pequeño cambio realizaré hoy para salir de esta situación que no me satisface?
  4. Pensar en alguna situación anterior en que habiéndonos encontrados con un problema o situación similar, pudimos salir adelante y pensar: ¿Cómo lo hice? ¿Qué hice entonces que podría volver a hacer ahora y me funcionó?